Casa Barranquilla Char: ¿Qué pasa con el teatro Amira de la Rosa?