Casa Deportes Juegos Olímpicos: La veteranía juega en contra